Jarabes

Los jarabes son geniales para sanar procesos inflamatorios de las vías respiratorias. Para realizarlos, hacemos una decocción de distintas plantas por varias horas. Agregamos glicerina vegetal y agua pura y luego dejamos que el tiempo haga el resto del proceso en una maceración de 4 semanas. La dosis recomendada para adultos es una cucharada sopera, 2 o 3 veces al día, dependiendo de los síntomas.